Delgada y de diseño. Así es la SG66, una balanza para cocinas diez nacida en el seno de Alessi, una empresa familiar ubicada en Italia que se dedica a la comercialización de objetos de diseño para todos los rincones del hogar. El caso de esta balanza electrónica no es diferente. Estamos delante de un artefacto hecho a la medida de los cocineros escrupulosos, recién salido del cajón de Stefano Giovannoni, un arquitecto y diseñador nacido en La Spezia, una ciudad situada en Liguria (Italia).

La balanza está hecha enteramente de acero inoxidable, material noble donde los haya a la hora de meternos en la cocina. La pantalla de la SG66, sin embargo, es un cristal LCD en el que podemos ver reflejados en color rojo, todos los datos acerca del peso de los alimentos. Mide 21 x 23,5 x 5 centímetros de largo, ancho y alto, respectivamente, por eso se convierte en la candidata ideal para ocupar la encimera de una cocina amplia a la par que moderna.

Pero a pesar de tratarse de un objeto de diseño, Alessi la ha puesto a disposición de cualquier comprador interesado. De hecho, en la tienda española de la firma se vende por 129 euros. Un poco más cara que la Digital Spoon Scale, otro cacharro de diseño para pesar los alimentos sin errar ni un gramo.

Recibe nuestras noticias

De lunes a viernes mandamos un newsletter con los titulares del día

I will never give away, trade or sell your email address. You can unsubscribe at any time.