Los radiocassetes hicieron furor en los 80 porque permitían llevarse la fiesta a todas partes. Hoy en día, la necesidad de montar una buena juerga en cualquier sitio sigue existiendo, pero ya no concebimos que la música empiece a sonar de manera fantasmal porque nos empezamos a quedar sin pilas.

El Eton Soulra XL, une el concepto de potencia y visibilidad de los 80 con una tecnología más actual. En vez de poner la cinta de los Kiss a toda caña, ahora pones el iPod o el iPhone, aunque en el fondo sigue siendo lo mismo: montarla allá donde vayas. El cacharro se alimenta de energía solar y promete cinco horas de música a cambio de otras cinco a pleno sol. Probablemente las cinco horas se quedarán en bastante menos si quieres que el volumen despierte al vecindario de la siesta.

La caja tiene un total de ocho altavoces y 22W de potencia. Vamos, que no sólo es bonito y “retro”, sino que además tiene una buena calidad de sonido. Eso sí, no preguntes por el en la tienda más cercana, sólo se compra por Internet, en la página de Eton.

Es el invento perfecto si quieres destacar no sólo por tu “loro” si no por tu conciencia ecológica. Aunque estar tan a la última tiene un precio, y en este caso el precio son 300 dólares. Si eres de los de “dar la nota” por la calle, con esta base de iPhone/iPod puedes amenizar musicalmente la vida de tu barrio con un poco de calidad de audio. Siempre que haga sol.

Recibe nuestras noticias

De lunes a viernes mandamos un newsletter con los titulares del día

I will never give away, trade or sell your email address. You can unsubscribe at any time.

Otras noticias sobre... ,