La barra de tareas es un espacio en el que se centraliza toda la actividad de nuestro ordenador con Windows. Una de sus grandes ventajas es que se puede modificar y personalizar según nuestras necesidades.

A veces la barra de tareas puede funcionar como convidada de piedra. Pero si sabes sacarle partido, lo más probable es que directamente se convierta en un recurso sin el que ya no quieras vivir -mientras estás frente al ordenador-. ¿Tenías idea de que desde la barra de tareas puedes acceder a escritorios virtuales y páginas web favoritas?

La barra de tareas de Windows 10 es un mundo por descubrir. Si quieres sacarle provecho, atento a estas instrucciones sobre cómo personalizarla. Todos los consejos son fáciles, rápidos y accesibles. ¡Vamos allá!

Personalizar la barra de tareas en Windows 10

Si quieres personalizar la barra de tareas en Windows 10, lo primero que tienes que hacer es pulsar con el botón derecho del ratón sobre la barra en cuestión. Verás que se activan un buen número de opciones. Es casi todo lo que puedes hacer con esta herramienta.

Añade direcciones y vínculos

Es una de las primeras opciones que tienes disponibles. Si te ubicas encima de Barra de herramientas, podrás acceder habilitar una serie de apartados: Dirección, Vínculos o Escritorio, entre otros. Desde aquí podrás seleccionar si quieres añadir algunos vínculos como favoritos o direcciones – dentro de una caja habilitada para este fin – para acceder a ellas más rápidamente.

También puedes incluir en la barra un botón para regresar al Escritorio y otras características o complementos, como el teclado táctil o el área de trabajo Windows Ink. Al pulsar sobre cada una de estas opciones, se habilitarán de manera automática en la barra de tareas. Si quieres hacerlas desaparecer de nuevo, bastará con que vuelvas sobre tus pasos y las desactives.

Habilita o deshabilita Cortana

Cortana es el asistente de Windows 10 y está incluido en esta versión del sistema operativo de Microsoft. Si quieres que funcione o que deje de hacerlo en tu barra de tareas, solo tienes que hacer clic con el botón derecho del ratón. Verás que aparece el menú Cortana.

Cuando estés encima, se activarán distintas opciones. Y podrás elegir si quieres que el acceso permanezca Oculto, si quieres mostrar el icono de Cortana o si prefieres que se vea el cuadro de búsqueda. Si no usas este asistente, lo más recomendable será que lo elimines de la barra de tareas. Y sin duda, ganarás espacio extra.

Mostrar Vista de tareas o Escritorios virtuales

Los escritorios virtuales son una opción muy útil si eres de los que siempre trabajan con varios frentes abiertos. Estos nos permiten estar gestionando distintas tareas, sin necesidad de confundirnos. Esta opción es accesible desde la propia barra de tareas. Puedes activarla o desactivarla pulsando con el botón derecho sobre la barra y eligiendo Mostrar botón Vista barra de tareas.

Te resultará muy útil acudir a esta panorámica de los distintos escritorios siempre que te resulte necesario. Porque es la vía más rápida de hacerlo. Por eso es interesante contar con el icono en la barra de tareas. Si no usas esta opción, lógicamente, lo mejor que puedes hacer es eliminar este botón.

Junto con este botón, hay otros que también puedes eliminar o incorporar en la barra de tareas en Windows 10. Son los botones de Contactos, Área de trabajo de Windows Ink o Mostrar el botón del teclado táctil.

Bloquear la barra de tareas

¿Estás cansado de mover sin querer de un lado a otro la barra de tareas? En ese caso, lo mejor que puedes hacer es activar la opción de bloquear. Te servirá para dejar fijada la barra en la parte inferior de la pantalla. O en el espacio que tú necesites. Porque también puedes bloquearla en la parte superior o a alguno de los dos lados, izquierdo o derecho. Pulsa en el botón derecho del ratón sobre la barra de tareas y activa Bloquear la barra de tareas. Se quedará fijada donde tú quieras.

Apartado Configuración de la barra de tareas

Las opciones que te hemos indicado hasta el momento son las que están disponibles desde el menú que aparece pulsando en el botón derecho sobre la barra de tareas de Windows 10. Pero debes saber que tienes bastantes más opciones a tu disposición. Puedes acceder a ellas, igualmente desde el menú de la barra de tareas, eligiendo la última opción: Configuración de la barra de tareas.

Estas características u opciones de configuración tienen que ver con cuestiones más estéticas. Aunque lo cierto es que hay un poco de todo. Aquí tienes un selector basado en interruptores, desde el que te resultará muy fácil bloquear la barra de tareas, ocultar automáticamente la barra de tareas en el modo escritorio o ocultarla automáticamente si estás usando el modo tableta. También puedes usar botones más pequeños para la barra de tareas, lo que te vendrá fenomenal para aprovechar más el espacio.

Ya en el terreno más funcional, tienes la posibilidad de activar el uso de la función Vistazo (sirve para obtener una vista previa del escritorio al mover el ratón al final de la barra de tareas), seleccionar la ubicación (abajo, arriba, izquierda o derecha) o combinar los botones de la barra de tareas.

Dentro de esta misma sección de configuración tienes el Área de notificación. Desde aquí tendrás la oportunidad de seleccionar los iconos que aparecerán en la barra de tareas. Y activar o desactivar los iconos del sistema. Aquí se mencionan iconos como el del gasto de energía, la red, el volumen de los altavoces, la sincronización con Google, etcétera. Las opciones pueden ser infinitas, así que conviene que elijas justo aquello que tú necesitas.

Debes saber, por otra parte, que tienes la posibilidad de elegir si quieres que la barra de tareas se muestre en todas las pantallas. O si prefieres que solo aparezca en algunos espacios. Esto te vendrá muy bien si en algunos casos necesitas trabajar con tus programas o contenidos a pantalla completa, sin molestias ni obstáculos por medio.

Por último, y en cuanto a contactos, también puedes elegir si quieres que aparezcan aquellos con los que más conectas en la barra de tareas. O todo lo contrario. Podrás configurar esta opción desde esta misma sección de Configuración.

Haz todas las selecciones que consideres oportunas y cierra. No será necesario que guardes los cambios, porque se almacenarán automáticamente en la nueva configuración de tu barra de tareas en Windows 10. 

RECIBE NUESTRO NEWSLETTER
Suscríbete para recibir las últimas noticias de tecnología en tu buzón. Te mandaremos un único mail al día con el resumen de los titulares de las noticias, trucos, comparativas, reviews publicadas en nuestras webs.
Servicio ofrecido por Mailchimp

Otras noticias sobre... , ,