Hoy te explicamos un truco muy interesante que te permitirá extraer el contenido de tus CDs de audio y guardarlo como archivos MP3, usando el programa gratuito VLC Media Player. Se trata de algo muy interesante, que te permitirá almacenar tu música favorita en todos tus dispositivos, y poder reproducirla sin necesidad de contar con un lector de unidades ópticas.

Convierte tus CDs a MP3 con VLC Media PLayer

El primer paso que necesitamos realizar cómo desinstalar el reproductor multimedia VLC Media Player. Se trata de una aplicación totalmente gratuita, que puedes descargar desde el sitio web oficial del proyecto. VLC está disponible para una gran cantidad de sistemas operativos, lo que hace que sea un programa ideal para todos los usuarios, con independencia de la plataforma que utilicen.

Una vez que hayas descargado VLC, tan solo tienes que instalarlo como cualquier otro programa de Windows. Una vez que se haya instalado, abre el programa para poder extraer la música de tus CDs favoritos.

El siguiente paso consiste en introducir en tu ordenador el CD con la música que quieres extraer.

Una vez que hayas introducido el CD en tu ordenador, vuelve a VLC y haz clic en la pestaña medio, que se encuentra en la esquina superior izquierda de la interfaz del programa. Se abrirá un menú desplegable en el cual tendrás que seleccionar la opción “Convertir/Guardar”.

Ahora aparecerá una nueva ventana mostrando varias opciones. En este caso nos interesa la pestaña “Disco” que encontrarás en la parte superior. Una vez que hayas entrado dentro de disco, necesitas seleccionar la opción “CD de audio” para que el programa funcione correctamente.

Con la opción “Posición Inicial” seleccionamos la pista que queremos convertir. VLC no permite convertir en lote todas las pistas de un CD, debemos hacerlo una a una.

El siguiente paso consiste en hacer click en en el botón “Convertir/Guardar”, que se encuentra en la parte inferior de la ventana emergente.

Ahora aparecerá una nueva ventana, que nos permite seleccionar el formato en el cual queremos guardar nuestros archivos de audio. En este caso nos decantamos por utilizar el formato MP3, ya que ofrece una excelente calidad de audio con un tamaño de archivo muy reducido.

Si quieres disfrutar de una mejor calidad de sonido, puedes optar por utilizar un formato de compresión sin pérdida como FLAC, aunque a cambio el tamaño de los archivos será mucho mayor.

RECIBE NUESTRO NEWSLETTER
Suscríbete para recibir las últimas noticias de tecnología en tu buzón. Te mandaremos un único mail al día con el resumen de los titulares de las noticias, trucos, comparativas, reviews publicadas en nuestras webs.
Servicio ofrecido por Mailchimp

Otras noticias sobre...