Hasta los coches pueden llevar un sistema integrado para recargar la batería y amplificar la música del iPod (y también para el iPhone, como hace Mercedes). Los televisores no se iban a librar de la moda de llevar un dock integrado, como queda patente con modelos como los que JVC acaba de presentar en Estados Unidos. Aparte de esta curiosidad, son teles de alta definición de 32, 42, 47 y 52 pulgadas.

Cuatro pantallas de cristal líquido equipadas con tres entradas HDMI (para recibir vídeos en alta definición desde otros equipos sin perder calidad), dos de vídeo por componentes, una S-Video, una SPDIF y un puerto USB lateral para ver fotos.

En el apartado sonoro, cuenta con dos altavoces integrados con 10 vatios de potencia por canal, además de una salida de audio analógica para conectar el televisor a un sistema de cine en casa.



La ranura para el iPod manteniene su batería cargada incluso cuando el televisor está apagado. Lógicamente, no sólo puede amplificar las canciones del reproductor musical de Apple por los altavoces del televisor, sino que también podremos ver fotos y vídeos los vídeos en pantalla (si son de baja resolución los veremos en un pequeño recuadro, pero si tienen la calidad suficiente podremos verlos a pantalla completa).

Al insertar el iPod, se inicia automáticamente un sistema de menús que permite, entre otras cosas, elegir una lista de canciones como fondo musical mientras vemos la programación televisiva. Todo esto lo controlamos con el propio mando a distancia, que llueva una rueda táctil similar a las que usan desde siempre los iPods.

El modelo más pequeño, LT-32P679, está ya disponible en Estados Unidos con un precio de 1.000 dólares (unos 636 euros al cambio actual). Eso sí, este modelo alcanza una resolución de 720 líneas verticales (720p), un pequeño escalón por debajo de las 1080 líneas (1080p) con las que trabajan los otros tres modelos. Los de 42 y 47 pulgadas (LT-42P679 y LT-47P679) ya están disponibles al otro lado del Atlántico con precios de 1.600 y 2.200 dólares (unos 1.018 y 1.400 euros, respectivamente).

La opción más grande de 52 pulgadas (LT-52P679) tiene un precio de 3.200 dólares (unos 2.037 euros), pero no estará disponible hasta agosto. Cuatro televisores con un precio superior a la media de los modelos de su clase, debido al detallito de la conexión para el iPod. En cualquier caso, aún no tienen una fecha de llegada para el mercado español.

Vía: xataka

RECIBE NUESTRO NEWSLETTER
Suscríbete para recibir las últimas noticias de tecnología en tu buzón. Te mandaremos un único mail al día con el resumen de los titulares de las noticias, trucos, comparativas, reviews publicadas en nuestras webs.
Servicio ofrecido por Mailchimp

Otras noticias sobre... , , ,