Estos dos nuevos reproductores de Blu-ray de Sony vienen actualizados a la última versión del sistema. Y no sólo porque sean compatibles con el formato de discos azules. Lo que ocurre es que tanto el BDP-S350 como el BDP-S550 soportan el nuevo perfil 2.0, que permite acceder a los contenidos interactivos de las películas. Y con un precio que, sin ser precisamente barato, es más bajo que el de otros reproductores similares (véase el Panasonic DMP-BD50, por ejemplo).

La principal diferencia entre uno y otro es que el BSP-S550 incluye la última versión del firmware, gracias a la cual podrás visitar blogs relacionados con las películas, participar en concursos interactivos y consultar contenidos extra exclusivos. Esta actualización viene instalada en su memoria flash de 1 gigabyte. En el caso del BSP-S350, al carecer de unidad de almacenamiento, es necesario conectarlo a internet mediante el puerto Ethernet, y descargar el firmware del servicio BD Live (también se puede transferir al reproductor desde una memoria USB externa).

Del mismo modo, este modelo BSP-S350 presenta algunas características muy interesantes. Puede reproducir las películas a 24 fotogramas por segundo (igual que en una sala de cine). Como todo buen dispositivo de alta definición, su resolución es de 1080p. Además, el sistema de escalado permite aumentar la calidad de las pelis en DVD estándar para visualizarlas a mayor definición. Otras herramientas incluyen la función BonusView, para acceder a los contenidos especiales al mismo tiempo que se reproduce el vídeo. Y un método de comienzo rápido que inicia la película en 6 segundos, para no perder el tiempo configurando múltiples opciones de idiomas o subtítulos.

Por su parte, el BSP-S550 es prácticamente idéntico, salvo por algunos aspectos puntuales. Uno de ellos es la citada memoria de 1 gigabyte. La otra es que dispone de salida de audio de 7.1 canales, lo que permite disfrutar al máximo de la experiencia del cine en casa acompañado por las posibilidades del sonido envolvente. Esto es posible gracias a la codificación en DTS-HD Master Audio, que debería mejorar la experiencia sonora si tenemos un salón lleno de artillería en forma de equipo de “cine en casa”.

Sólo queda ver si todo este esfuerzo por apostar por el sistema Blu-Ray por parte de Sony no termina siendo inutil y perdido. No olvidemos que parece que el sistema no avanza lo suficientemente rápido porque los aficionados se están decantando por mantener el DVD y apuestan con fuerza por el vídeo a través de Internet.

Pero lo más sorprendente de estos nuevos reproductores es su precio. El BSP-S350 cuesta 400 dólares para el mercado estadounidense (unos 260 euros), mientras que el BSP-S550 sale a 500 dólares (algo más de 320 euros). Es decir, vienen a costar lo mismo que la Playstation 3 con disco duro de 40 gigas en el primer caso, o que el modelo de 80 gigas con un juego en el segundo. Si por el mismo precio puedes comprar una videoconsola que además de juegos también reproduce Blu-ray, ¿cuál es la estrategia que Sony pretende llevar a cabo?

Vía: Akihabara News

RECIBE NUESTRO NEWSLETTER
Suscríbete para recibir las últimas noticias de tecnología en tu buzón. Te mandaremos un único mail al día con el resumen de los titulares de las noticias, trucos, comparativas, reviews publicadas en nuestras webs.
Servicio ofrecido por Mailchimp

Otras noticias sobre... , ,