Poco más de un kilo de peso y hasta nueve de autonomía. De esta forma tan sencilla se puede definir la última apuesta ultraportátil de la firma japonesa Toshiba. Más concretamente, el Toshiba NB200, digno sucesor del NB100, y que no es más que la versión europea del Dynabook UX ya presentado en el país nipón.

Se trata de un netbook o ultrapotátil con bastante autonomía. Además se ofrecen varias opciones en cuanto a componentes. Así, podemos escoger entre un procesador Intel Atom N270 a 1.6 GHz o un Intel Atom 280 a 2.66 GHz como centro de operaciones, siendo éstos los más habituales en esta gama de ordenadores.

Asimismo, podremos optar por quedarnos con la batería de polímeros de litio de tres celdas que lleva de serie o hacernos con la de nueve celdas. El incremento en la autonomía del ordenador se hace notar, llegando hasta las nueve horas teóricas de funcionamiento ininterrumpido sin necesidad de carga. Aunque luego todo depende del uso que se le dé, claro está.

El ultraportátil dispone de una pantalla de 10,1 pulgadas retroiluminada por LED con una resolución máxima de 1024×600 píxeles. La tarjeta gráfica Intel 945GSE se encarga de enviarle la imagen. No se puede decir que este último sea un componente con grandes prestaciones en este sentido, pero de probada eficacia en este tipo de ordenadores en los que priman la conectividad y determinadas actividades de gestión.

Su disco duro de 160 GB dota al ordenador de la suficiente capacidad para albergar información personal o de trabajo. Sea como fuere, la seguridad de los datos está más que asegurada gracias al acelerómetro que incorpora. Este dispositivo detecta sacudidas, vibraciones y caídas accidentales, provocando la retirada de los cabezales y la detención inmediata del giro del disco duro. Una forma eficaz de evitar daños físicos en la superficie del mismo que impidan el acceso o la recuperación de la información.

Aparte de su sobrio, pero resistente acabado, muy propios de la marca, llaman la atención el teclado y el touchpad. Grandes para este tipo de portátiles. El propósito es facilitar el trabajo diario con el equipo. Un ordenador, por cierto, que pesa exactamente 1,1 Kg.

El Bluetooth 2.1 + EDR y Wi-Fi (802.11 b/g) ofrecen acceso inalámbrico al ordenador. La tecnología Sleep-and-Charge, creada por Toshiba, asegura que podemos cargar cualquier dispositivo conectado a uno de los tres puertos USB 2.0 que lleva, incluso cuando el ordenador se encuentra apagado.

El Toshiba NB200 llegará en primer lugar al Reino Unido con un precio de 319 libras (unos 359 euros, al cambio actual) y estará disponible en cuatro colores (blanco, marrón, rosa y negro). El único dato que nos falta es el sistema operativo que llevará de serie (algo me dice que tendremos Windows XP).

RECIBE NUESTRO NEWSLETTER
Suscríbete para recibir las últimas noticias de tecnología en tu buzón. Te mandaremos un único mail al día con el resumen de los titulares de las noticias, trucos, comparativas, reviews publicadas en nuestras webs.
Servicio ofrecido por Mailchimp

Otras noticias sobre... ,