Los servicios de TDT en España dejan bastante que desear, así que mucho tendríamos que esperar hasta disfrutar de la llamada HDTV, el servicio de televisión digital terrestre que emite en alta definición. En Estados Unidos el televidente ya no conoce otra cosa, y es por eso que las empresas encargadas de fabricar y distribuir televisores han iniciado una batalla por el mercado que está generando interesantes novedades al sector.

La coreana LG no se ha quedado atrás, y en el marco de la última CES 2009 ha presentado los modelos LG 47LH50 y LG 50PS80, televisores LCD de 47 pulgadas y plasma de 50 pulgadas respectivamente. Estas jugosas novedades se enmarcan en la estrategia de la compañía asiática por ser competitiva dentro del mercado de los contenidos online, algo que se desprende de la alianza que firmó con la norteamericana Netflix, encargada de comercializar contenidos audiovisuales de alta definición a través de la red.

La característica principal de estos televisores es la herramienta que han incorporado, y que no es otra que un interfaz a través del cual se pueden consultar y visualizar los contenidos que facilita Netflix a través de HDTV. De este modo, el usuario puede disfrutar de programas, películas, series, documentales y otros productos en un catálogo de más de 100.000 títulos almacenados de forma remota, siempre y cuando se disponga de una cuenta de Netflix. La suscripción a este servicio tiene el nada desdeñable coste de 8,99 dólares (6,45 euros), y el acceso al producto elegido se produce en tan sólo 30 segundos desde la selección.

Por supuesto, los LG 47LH50 y LG 50PS80 hacen gala de resolución FullHD (es decir, de 1080 líneas horizontales) que los habilitan para disfrutar plenamente de la nueva generación de contenidos audiovisuales. Desde la propia LG se han hecho eco de la presentación en los próximos días de verano de otras dos versiones de televisores preparados para el acceso online de Netflix, el LG 42LH50 (un LCD de 42 pulgadas) y el LG 60PS80 (un plasma de, agárrense, 60 pulgadas). Al igual que las otras dos pantallas, dispondrán de una tarjeta receptora de Wi-Fi para el acceso a la red doméstica de internet.

Por el momento, los LG 47LH50 y LG 50PS80 son los únicos que pueden adquirirse aunque, eso sí, el precio no invita a ser muy entusiasta: el LG 47LH50 se puede comprar a partir de 1.999 dólares (unos 1.500 euros al cambio).

Vía: Engadget

RECIBE NUESTRO NEWSLETTER
Suscríbete para recibir las últimas noticias de tecnología en tu buzón. Te mandaremos un único mail al día con el resumen de los titulares de las noticias, trucos, comparativas, reviews publicadas en nuestras webs.
Servicio ofrecido por Mailchimp

Otras noticias sobre... , ,