sandisk-g3-01

La instalación de memorias sólidas SSD en un ordenador conllevan un rosario de ventajas e inconvenientes. Las ventajas las tenemos en el poco ruido que hacen, la escasa energía que requieren y la alta velocidad de transferencia. El inconveniente sólo es uno, pero para muchos usuarios contrapesa todas las ventajas: su precio. Y es que las memorias SSD no son para nada baratas. Otro de los inconvenientes, que poco a poco empieza a dejar de serlo, es que las memorias SSD no suelen hacer gala de una gran capacidad, pero en este caso, SanDisk parece empeñado en hacer que esto deje de ser así.

Este fabricante norteamericano ya ha puesto en circulación dos unidades de su gama G3, con capacidades de 60 y 120 GigaBytes, a unos precios de 230 y 400 dólares respectivamente (unos 177 y 295 euros, al cambio actual). No obstante, ha anunciado que pronto empezará a comercializar una memoria sólida basada en almacenaje flash, con un tamaño de 2,5 pulgadas y una capacidad de 240 GigaBytes. Por desgracia, no ha desvelado el precio que ha pensado para este dispositivo, aunque ya te adelantamos que va a ser caro (recuerda la estratosférica cantidad a pagar por el Kingston DataTraveler 310).

sandisk-g3-02

¿Y realmente merece la pena instalar un dispositivo de este tipo en lugar de un disco duro convencional? Depende de lo que quiera el usuario. Con las memorias SanDisk G3 SSD se consiguen unas tasas de transferencia de 220 MegaBytes por segundo en lectura y 120 MegaBytes por segundo en escritura, un índice que está por encima de los que suministran los discos duros de partes móviles más rápidos del mercado (que tienen una velocidad de 7.200 revoluciones por minuto).

Además, la carencia de partes móviles en las SanDisk G3 SSD hace que, por un lado, sean completamente silenciosos, ya que el proceso que lleva a cabo la unidad no es mecánico, sino electrónico. En este sentido, la ausencia de ese esfuerzo físico también se traduce en una mayor eficiencia en consumo de energía.

Y si lo que te preocupa es la compatibilidad (especialmente en equipos Apple Macintosh, que suelen ser más problemáticos para la instalación de componentes), el fabricante asegura que tanto los sistemas Mac OS como Linux y, por supuesto, Windows 7, reconocen este hardware sin ningún problema.

Vía: Electronista

Recibe nuestras noticias

De lunes a viernes mandamos un newsletter con los titulares del día

I will never give away, trade or sell your email address. You can unsubscribe at any time.

Otras noticias sobre... ,