Tras meses de rumores e incertidumbre acerca del iPhone 5 por fin Apple ha movido ficha, parecía que nunca iba a llegar el día pero ya se ha confirmado que el iPhone 5 será presentado el próximo miércoles día 12 de septiembre. Ayer, la compañía de la manzana comenzó a enviar invitaciones a la prensa especializada para la presentación más esperada del año relacionada con la telefonía móvil. La avalancha de rumores generada por este terminal no tiene precedentes, en concreto se lleva hablando del iPhone 5 desde junio de 2011,casi un año y medio que se dice pronto. Todos los rumores y filtraciones llegarán a su fin dentro de una semana cuando Tim Cook se suba al escenario para desvelar su nuevo juguete, el iPhone 5.


Uno de los rumores acerca de este esperado terminal tiene que ver con el tipo de tarjeta SIM que integrará. Recordemos que el iPhone 4 estrenó el estándar MicroSIM, que es bastante más pequeña que las SIM normales. Desde entonces varios fabricantes han adoptado el nuevo estándar en sus terminales como Nokia con los Nokia Lumia, Sony con algunos de la gama Xperia o Samsung con el Samsung Galaxy S3. En su afán por miniaturizar al máximo los componentes, los de Cupertino volverían a modificar la tarjeta SIM con el iPhone 5, dando paso al nuevo estándar NanoSIM. Esta nueva tarjeta es 40% más pequeña que las MicroSIM, con lo que estamos ante una SIM realmente diminuta.

Según comentan en el blog 9to5mac, algunos operadores ya se están preparando para la adopción del estándar NanoSIM que se estrenará con el iPhone 5. Deutsche Telekom, un conocido operador de telefonía alemán, ya ha empezado a recibir las nuevas SIM para la próxima generación de smartphones, aunque en la nota interna no hacen referencia explícita al iPhone 5.


El hecho de integrar una SIM más pequeña tendría que ver con la tendencia a reducir el tamaño de los componentes para así poder crear un dispositivo mucho más delgado. El nuevo modelo de iPhone podría tener un perfil de tan sólo 7,6 milímetros y se convertiría en el iPhone más delgado hasta la fecha situándose 1,7 milímetros por debajo del iPhone 4S y el iPhone 4. Puede parecer una diferencia pequeña pero es bastante notable cuando hablamos de grosor, el nuevo modelo será mucho más estilizado que sus predecesores.

La SIM no es el único componente que se ha reducido para conseguir una mayor delgadez, Apple también habría trabajado en otras piezas como la pantalla o el conector dock. Según los rumores el panel del iPhone 5 está fabricado con tecnología in-cell Touch, este sistema reduce las capas al integrar los controles táctiles en la capa TFT y de esta forma consigue tener un grosor inferior en comparación con otro tipo de pantallas. La clavija dock, donde conectamos el cable USB para cargar la batería o sincronizar datos, también se habría reducido notablemente pasando de 30 pins a tan sólo nueve pins. Esta será la primera vez que Apple modifique este componente y en consecuencia el cable también será distinto. Recordamos que, aunque la compañía ha confirmado la fecha de presentación, no se puede afirmar con seguridad que estos vayan a ser los detalles del iPhone 5. En una semana saldremos de dudas.

Recibe nuestras noticias

De lunes a viernes mandamos un newsletter con los titulares del día

I will never give away, trade or sell your email address. You can unsubscribe at any time.

Otras noticias sobre...