El rumor de que Apple está planeando introducir pantallas OLED en la gama iPhone lleva circulando varios meses, y ahora llegan nuevos datos que alimentan esta teoría. Los expertos rumorólogos y analistas han concluido que Apple no se lanzará a las pantallas OLED este año, sino que esperarán a la próxima generación o puede que incluso tarden varios años en dar este salto. La tecnología OLED ofrece ventajas tanto en calidad de imagen como desde el punto de vista de la eficiencia energética, motivos por los que en Cupertino se habrían interesado por esta tecnología. Según publica el blog RedmondPie, Apple no estaría pensando únicamente en la tecnología OLED, sino en un aumento en el tamaño de pantalla que podría dar como resultado un iPhone de nada menos que 5,8 pulgadas. Te contamos todos los detalles.

El tamaño de pantalla ha sido motivo de polémica para Apple, que mantuvo una diagonal muy ajustada mientras el resto de la industria ya se había pasado a las pantallas grandes. Tras un fallido intento con el iPhone 5, con el que subieron de 3,5 a 4 pulgadas, Apple se lanzó de lleno al mundo de las tallas grandes con el dúo iPhone 6, compuesto por un modelo de 4,7 y otro de 5,5 pulgadas -diagonales que han mantenido con los iPhone 6s. Si la información, que ha sido publicada originalmente en DigiTimes, se acaba confirmando, próximamente veremos un iPhone de 5,8 pulgadas, y podría llegar tan pronto como el año que viene.

Los iPhone 6 Plus y iPhone 6s Plus tienen paneles de 5,5 pulgadas, pero su diseño alargado hace que el dispositivo sea mucho más grande que otros phablets de la competencia. En este sentido, no creemos necesario ese aumento de tamaño; primero porque una pantalla de 5,5 pulgadas ya es lo suficientemente amplia, y segundo porque el diseño haría que el terminal fuese enorme. Si tenemos en cuenta que el iPhone 6s Plus pesa la friolera de 192 gramos, un aumento de 0,3 pulgadas en la pantalla dispararía el peso por encima de los 200 gramos.

El informe indica que los proveedores de pantallas OLED para Apple serían los mismos que vienen usando ahora para sus paneles LCD, es decir, Samsung, LG Display y Japan Display. Samsung sería el principal sumistrador al principio y poco a poco se irían incorporando los otros dos fabricantes, hasta conseguir el volumen de producción requerido para el lanzamiento. Actualmente, parece bastante claro que Apple dará el salto a pantallas OLED, la pregunta es cuándo lo harán. Para Ming-Chi Kuo, podría tardar hasta 2019, pero los últimos datos apuntan a que podría adelantarse al año que viene y llegar de la mano del iPhone 7s.

Apple prepara un evento de presentación para finales de este mismo mes, en el que esperamos ver el rumoreas iPhone SE, un terminal con el diseño del iPhone 5s, pero con especificaciones del iPhone 6s. Además, también podrían anunciar un nuevo iPad Pro más compacto (9,7 pulgadas). Habrá que seguir esperando para conocer los planes de futuro de Apple.

Recibe nuestras noticias

De lunes a viernes mandamos un newsletter con los titulares del día

I will never give away, trade or sell your email address. You can unsubscribe at any time.

Otras noticias sobre... , ,