Está claro que todos los fabricantes quieren tener su propio modelo de ultraportátil, aunque éste no aporte gran cosa. El último en apuntarse a esta fiebre del portátil de pequeñas dimensiones es la firma japonesa NEC, que se estrena con su nuevo LaVie Light. Sus características son tan similares a otros ordenadores como el LG X110 o el Lenovo IdeaPad S10 que casi podrían intercambiarse las fichas técnicas entre sí, sin que se notasen grandes diferencias.

Nos encontramos con la ya clásica pantalla LCD de 8,9 pulgadas, cuya resolución máxima es de 1024 x 600 píxeles. El procesador es, una vez más, un Intel Atom a 1,6 gigahercios, al que hay que sumar 1 gigabyte de memoria RAM. Y del mismo modo que otros ultraportátiles de su categoría, incorpora un disco duro de capacidad considerable, 160 gigas. Hasta aquí más o menos lo de siempre, como puedes comprobar.

Las opciones de conectividad también se encuentran dentro de lo habitual. Puede acceder a internet a través de la red Wi-Fi o utilizando el cable Ethernet. Aparte, dispone de tres puertos USB estándar y un lector de tarjetas de memoria tipo SD. Por último, cuenta con las clásicas conexiones de vídeo y audio, y una cámara web integrada de 1,3 megapíxeles.

Lo que no termina de convencer mucho es su diseño. Sus medidas son muy compactas, 250 x 156,5 x 36,5 milímetros y 1,1 kilogramos de peso, pero presenta un aspecto excesivamente rectangular, demasiado simple. De todos modos parece que no traspasará las fronteras del país nipón, al menos de momento. Saldrá durante noviembre con Windows XP instalado de serie.

Vía: iTech News / Akihabara News

RECIBE NUESTRO NEWSLETTER
Suscríbete para recibir las últimas noticias de tecnología en tu buzón. Te mandaremos un único mail al día con el resumen de los titulares de las noticias, trucos, comparativas, reviews publicadas en nuestras webs.
Servicio ofrecido por Mailchimp

Otras noticias sobre... ,