En la era de la alta definición, las videocámaras de resolución estándar tienen fecha de caducidad. Aun así, JVC ha presentado hasta cuatro nuevos modelos con definición corriente, pertenecientes a la serie Everio G. A saber: JVC Everio GZ-MG630, GZ-MG645, GZ-MG680 y GZ-MG840. Todas ellas basadas en un sistema de almacenamiento híbrido, con tarjetas de memoria microSD y disco duro.

La GZ-MG680 es la única que alcanza la capacidad de 120 gigabytes (más de 28 horas de metraje), mientras que las otras se quedan en 60 gigabytes (unas 14 horas de vídeo). Otros factores que las diferencian incluyen el sensor CDD, pues la GZ-MG840 incorpora un chip de 1.07 megapíxeles mayor que el de las otras. Además, salvo la GZ-MG630, poseen una conexión HDMI que permite conectarlas a un televisor y visualizar las imágenes aumentando su resolución a 1.920 x 1.080 píxeles en exploración progresiva.

Utilizan lentes Konica Minolta, que les proporcionan un zoom óptico de 35 aumentos, aparte de contar con cuatro modos de grabación a escoger. Para supervisar lo que estamos grabando llevan una pantalla LCD de 2,7 pulgadas. Y al igual que la JVC Everio GZ-MS100, todas disponen de un botón para subir los vídeos a YouTube con sólo pulsarlo.

A su favor también cuentan con que son videocámaras compactas, con unas medidas de 53 x 68 x 113 milímetros y peso entre 310 y 350 gramos (baterías incluidas). No obstante, siguen por detrás de los modelos de alta definición de la serie Everio. Lógicamente, estas cuatro cámaras tendrán un coste más reducido, pero habrá que comprobar si la diferencia merece la pena cuando JVC haga oficiales sus precios en España.

RECIBE NUESTRO NEWSLETTER
Suscríbete para recibir las últimas noticias de tecnología en tu buzón. Te mandaremos un único mail al día con el resumen de los titulares de las noticias, trucos, comparativas, reviews publicadas en nuestras webs.
Servicio ofrecido por Mailchimp

Otras noticias sobre...