asus_crosshair_iv_extreme_1

Una placa base para los amantes de los videojuegos en PC que nunca tienen suficiente. En torno a esta Asus Crosshair IV Extreme, los jugones más avispados en esto de la informática pueden asentar los cimientos de un potente ordenador para el entretenimiento. Encuadrado en la serie Republic of Gamers (ROG para los amigos) de Asus, una de sus principales ventajas es que permite instalar un sistema gráfico múltiple.

No se trata exactamente de las plataformas CrossFireX o SLI que ya conocen los usuarios avanzados. La placa emplea la tecnología CrossLinx 3, basada en el chipset AMD 890FX. Gracias a ella se pueden usar varias tarjetas gráficas simultáneamente, incluso si son de generaciones distintas o proceden de fabricantes diferentes. Se apoyan en su motor Lucid Hydralogix, con el que es posible combinar hasta cuatro unidades de ATI o Nvidia indistintamente.

asus_crosshair_iv_extreme_3

A esa ventaja hay que sumarle las herramientas de complemento para facilitar el overclocking, presentes en otros productos de la gama ROG (como la Rampage III GENE). Se refiere principalmente a ROG Connect, para configurar los parámetros desde un equipo externo vía USB. RC Bluetooth hace algo similar, pero utilizando el citado sistema de conexión inalámbrica. ROG iDirect es la tercera variante de estas utilidades, en este caso para controlar los ajustes desde un iPhone.

La Asus Crosshair IV Extreme dispone asimismo de cinco ranuras PCI, soporte para módulos RAM de hasta 16 GigaBytes en total y socket para procesadores AMD Phenom, Athlon o Sempron. A nivel externo quedarían numerosos puertos USB (algunos de ellos con tecnología USB 3.0), interruptor de Bluetooth y un par de interfaces eSATA para discos duros. Su precio oficial es de 315 euros.

Recibe nuestras noticias

De lunes a viernes mandamos un newsletter con los titulares del día

I will never give away, trade or sell your email address. You can unsubscribe at any time.

Otras noticias sobre...