Los retrasos en las actualizaciones son el principal problema para muchos usuarios de Android, que ven como sus dispositivos tardan mucho más en actualizarse porque no son de gama alta, y eso cuando se actualizan. Google lanzó Android 5.0 Lollipop hacia finales del año pasado y la adopción está siendo muy lenta. No obstante, hay marcas que están ampliando su soporte a smartphones más antiguos y también con prestaciones más básicas. Samsung ha mejorado su política de actualizaciones con respecto a años anteriores y todavía siguen trabajando en ofrecer las novedades de Google a todos sus clientes. Según publica el blog especializado SamMobile, en Samsung ya están trabajando en Android 5.1 Lollipop para los Samsung Galaxy S6 y Samsung Galaxy S6 edge que salieron a la venta hace apenas unos días. Pero no sólo eso, Android 5.1 también llegaría al Samsung Galaxy Grand Prime y Android 5.0 Lollipop aterrizará en  los Galaxy AGalaxy Core Prime y Galaxy Mega 2.


Samsung ya ha actualizado sus buque insignia de los dos últimos años, es decir, las gamas Note y Galaxy S. Los Samsung Galaxy S5, Samsung Galaxy S4, Samsung Galaxy Note 4 y Samsung Galaxy Note 3 ya han recibido su ración de Lollipop en la mayoría de mercados, por lo que ahora Samsung se centra en la gama intermedia de su catálogo. Como ya hemos adelantado, en el caso de los Galaxy S6, Galaxy S6 edge y Galaxy Grand Prime, la versión que está en desarrollo es Android 5.1 Lollipop, mientras que el resto recibirán Android 5.0 Lollipop. De momento no hay una fecha concreta y, teniendo en cuenta que están en fase de desarrollo, todavía podría tardar semanas. Con todo, es una buena noticia que Samsung siga dando soporte a móviles de gama media e incluso equipos de generaciones anteriores.

La gama Samsung Galaxy A también tendrá su actualización próximamente, compuesta por los Samsung Galaxy A7, Galaxy A5 y Galaxy A3. Estos móviles se inscriben en la gama media, pero lucen un diseño más atractivo con chasis de metal y construcción unibody. El diseño se ha convertido en la prioridad de Samsung, descartando el uso sistemático del plástico en aras de materiales de mayor calidad, como metal o cristal. Sin embargo, los Galaxy A son la excepción, ya que normalmente la gama media cuenta con terminales en plástico, para abaratar costes.

Volviendo a la actualización, hay un modelo del que todavía no hay confirmación. Hace unos días empezaron a surgir pistas acerca de Android 5.0 Lollipop para el Samsung Galaxy Note 2, un móvil que ya tiene más de dos años de antigüedad. Según SamMobile, de momento no hay ninguna pista que indique que Samsung está trabajando en la actualización para este modelo, por lo que hay bastantes posibilidades de que se quede en Android 4.4 KitKat. A pesar de todo todavía podrían sorprendernos y lanzar la actualización próximamente. De hacerlo, el rumor indicaba que llegaría antes del final del segundo trimestre del año.

Recibe nuestras noticias

De lunes a viernes mandamos un newsletter con los titulares del día

I will never give away, trade or sell your email address. You can unsubscribe at any time.

Otras noticias sobre... ,