El pasado mes de mayo, Google celebró la conferencia I/O, la cita en la que siempre aprovechan para anunciar novedades de software para su plataforma móvil. Este año le tocó el turno a Android M, que siguiendo la tradición mantiene una línea de nombres por orden alfabético, pero hasta ahora no se había confirmado su nombre definitivo. Los de Mountain View suelen bautizar las nuevas versiones con nombres de dulces y Macadamia Nut Brittle, Muffin, Macaroon o Milkshake son algunas de las que se han estado barajando en los últimos meses. Finalmente las nubes de golosina que tanto gustan se han llevado el premio y serán la imagen que acompañe al androide verde durante el próximo año. Google ya ha colocado la escultura de la próxima versión de Android en su sede de California y se ha confirmado que el nombre final es Android 6.0 Marshmallow.

Nada de Android 5.2, ni Milkshake, ni Muffin: Android 6.0 Marshmallow, así es como Google ha bautizado a la próxima gran actualización de su sistema móvil, que hasta ahora conocíamos como Android M. La compañía ya siguió la misma estrategia el año pasado cuando anunciaron Android L, que posteriormente pasó a llamarse Android 5.0 Lollipop y es la entrega que todavía está vigente, pero en algún momento de este otoño será sustituida por Android 6.0 Marshmallow. Por el momento no hay una fecha programada, pero octubre suele ser el mes preferido para renovar el sistema. Además, junto a la actualización también llegarán dos nuevos móviles Nexus, uno fabricado por LG y otro de pantalla más grande de Huawei.


Google ya anunció algunas de las novedades más importantes que vendrán con Android 6.0 Marshmallow, pero habrá muchas más en el momento de su presentación. La nueva versión estrena un sistema de permisos de aplicaciones, similar al que ofrecen los iPhone y iPad. En lugar de tener que aceptar todos los permisos de una app en el momento de su descarga, el sistema nos los irá pidiendo cuando sea necesario -por ejemplo cuando una app tipo Instagram quiere acceder a nuestras fotos. Además, han mejorado los enlaces entre aplicaciones para una experiencia de uso más fluida e intuitiva. Como no podía ser de otra forma en una actualización de Android importante, habrá mejoras en el rendimiento, pero en este caso irían más allá al reducir el consumo de RAM del sistema. También estrenará la función Doze para alargar la autonomía de la batería. Lo que hace es poner el dispositivo en modo de reposo mucho más profundo que limita los procesos en segundo plano y consume menos energía, igual que ya hacen los iPhone desde las primeras versiones de iOS. La seguridad no podía faltar y Android Marshmallow ofrecerá soporte nativo para sensores de huellas, una pieza que cada vez encontramos en más smartphones. La escultura de Android 6.0 Marshmallow ya adorna los headquarters de Google, ahora es cuestión de esperar hasta el otoño, cuando la versión final estará disponible.

Recibe nuestras noticias

De lunes a viernes mandamos un newsletter con los titulares del día

I will never give away, trade or sell your email address. You can unsubscribe at any time.

Otras noticias sobre...