Música y ducha son conceptos inseparables. Pero admitamos que muchos de nosotros no somos grandes intérpretes. Para que podamos disfrutar de nuestras canciones favoritas en lugar de destrozarlas, el estudio liderado por el diseñador italiano Antonio Lupi ha diseñado una estación para iPod adaptable a espejos de tocador.

El reproductor tiene su propio soporte en la base del espejo. Los cables van en el interior, para evitar eventuales accidentes con la electricidad como protagonista. La estación viene con un interruptor táctil iluminado por LED. Así es fácil ver su situación incluso con las luces del techo apagadas. El sistema puede incorporarse a cualquier espejo, siempre que el marco sea de acero.

No hay noticias aún de precios o disponibilidad en el mercado. Tampoco sabemos si incorpora cargador para el iPod. Mientras llega o no y aún a riesgo de electrocutarnos, siempre podemos emplear en nuestro cuarto de baño los altavoces de Bob Esponja. Por aquello de ser un artículo para el aseo.

En cualquier caso, inventos así, junto con la tele para el cuarto de baño Mb Quart Mirror TV,  convertirán el aseo en la nueva sala de estar de la casa.

Vía: Newlaunches

RECIBE NUESTRO NEWSLETTER
Suscríbete para recibir las últimas noticias de tecnología en tu buzón. Te mandaremos un único mail al día con el resumen de los titulares de las noticias, trucos, comparativas, reviews publicadas en nuestras webs.
Servicio ofrecido por Mailchimp

Otras noticias sobre... ,