antena - 1

Como los problemas con la antena del iPhone 4 no cesan, los ejecutivos de Apple han reunido un comité de consejeros áulicos y expertos en la esperanza de dar con una solución al problema y mientras los que probablemente son los mejores cerebros del mercado se devanan los sesos, un joven usuario afirma haber encontrado una solución al menos parcial. El autor de la idea se llama Duane Langshaw, y su propuesta es tan sencilla que parece un chiste, aunque ya hay algunos usuarios que la han probado y afirman que funciona.

La idea de Langshaw parte del supuesto de que el teléfono trabaja con 2 modos, uno en el que la antena trabaja a baja potencia, que sería el de cobertura local, y otro llamado de cobertura extendida, en el que el equipo emplea más energía para localizar las estaciones base. Hasta ahora, todo muy razonable incluso para los que no entendemos nada de telefonía. A continuación, lo que propone el joven no es más que reforzar la antenas del teléfono. Aunque las fotos que acompañan a su explicación parece un una forma de colegiales, tienen su lógica. Basta con ponerle antenas de mayor tamaño al teléfono, y colocarlas allí donde la posición de la mano no interfiera con la recepción. Sus simples antenas de papel de aluminio aumentan la capacidad de recepción. Broma o realidad, los problemas de antena pueden acabar prematuramente con la carrera comercial del iPhone 4.

antena - 2 

El culebrón de los problemas de recepción del iPhone 4 se está convirtiendo en el cuento de nunca acabar. Todo empezó cuando algunos usuarios observaron una enorme caída en la capacidad de recepción de los teléfonos en determinadas circunstancias. Apple respondió a las quejas de forma poco oportuna, diciendo que los usuarios no sabían cómo agarrar el teléfono. Al parecer, el de la manzana es el único teléfono del mundo que cuando se le agarra de cierta forma (vaya usted a saber) se vuelve tímido y no responde a las llamadas.

 A continuación, portavoces de la compañía han declarado que estaban trabajando en el problema, y que creen haber encontrado el origen. En realidad, los teléfonos de la manzana siempre han indicado en pantalla una capacidad de recepción mayor que la real. Esto se debe a un error en el algoritmo que calcula el número de barras que deben mostrarse en el indicador de pantalla, y que calcularía algunas barras de ºmás. Satisfechos por haber encontrado la raíz del problema, van a enviar una actualización de software a los usuarios para que en lo sucesivo el teléfono indique la capacidad real de recepción. Dicho en roman paladino, su teléfono móvil tiene menos capacidad de recepción que el zapatófono de Mortadelo, pero ahora al menos los clientes lo verán en pantalla tactil y en color.

Vía: The Mobile Gadgeeter

Recibe nuestras noticias

De lunes a viernes mandamos un newsletter con los titulares del día

I will never give away, trade or sell your email address. You can unsubscribe at any time.

Otras noticias sobre...