2010_07_31_MacPro1

Apple ha presentado su última actualización para 2010 de los ordenadores de sobremesa MacPro. Como viene siendo habitual,la compañía californiana ha aumentado la potencia del procesador y los componentes, a cambio, eso sí, de un precio a años luz de cualquier otra torre que podamos encontrar en el mercado.

Los nuevos MacPro incorporan chips Intel Xeon quad-core y 6-core para hasta 12 núcleos o 24 núcleos virtuales. Cada procesador corre a un máximo de 3,33Ghz, pero puede ser optimizado para funcionar a 3,6. Todo el sistema se ha configurado para que cada núcleo disponga de hasta 12MB de memoria Caché L3.

2010_07_31_MacPro2

Toda esta potencia de cálculo está orientada a usos profesionales. La gráfica de base del nuevo MacPro es una ATI Radeon HD 5770 con 1 GB de memoria, aunque puede optarse por el modelo 5870, algo más rápido. La memoria es de 3GB ampliable a 16.

Una de las novedades más curiosas es la posibilidad de incorporar (a cambio de un aumento muy sensible en el precio) hasta cuatro discos duros en estado sólido o SSD de hasta 512GB que ofrecen mayor ancho de banda interno y menos ruido y calor.

En el apartado de conexiones, el MacPro incorpora ahora dos puertos Mini DisplayPort y un puerto DVI dual-link. Los primeros son el puerto de monitor de Apple y permite conectar dos de los caros monitores de la compañía sin necesidad de largas configuraciones. El resto de conexiones son las habituales de anteriores generaciones (cinco USB y 4 Firewire). El equipo viene con el ratón Magic Mouse de serie y sistema operativo OSX en su versión Snow Leopard.

La versión más básica del equipo, que incorpora un sólo procesador y disco duro estándar de 1TB sale por 2.400 euros, un precio que, por mucho que digan que ha mejorado el rendimiento un 50% y que funciona mejor que un PC, se nos antoja extraordinariamente caro. Añadir doble procesador y 6GB de memoria en el modelo avanzado parece excusa suficiente para cobrar 1.000 euros más. El resto de mejoras, como los discos SSD se cobran aparte. En definitiva, el MacPro ofrece la misma o menos potencia nominal que una CPU de Gaming al doble de precio; pero claro, a más de uno se le caerían las gafas de pasta si tuviera que ejecutar el Photoshop en un Alienware o en un Acer Aspire Predator. Esnobismo en estado puro.

Recibe nuestras noticias

De lunes a viernes mandamos un newsletter con los titulares del día

I will never give away, trade or sell your email address. You can unsubscribe at any time.

Otras noticias sobre...