Lo mejor del iPad 2 es que se trata de una herramienta muy rápida a la hora de compartir contenidos, por ejemplo, fotografías y vídeos. Tanto si los acabamos de hacer con la cámara del aparato, como si los hemos recibido por correo de un amigo o si los hemos descargado de Internet, podemos a nuestra vez reenviarlos. Para las imágenes  lo mejor es entrar dentro de la aplicación “Fotos” a la que se accede desde la pantalla de “Inicio”. Sólo hay que tocar con el dedo sobre el icono correspondiente.

A continuación se abre una pantalla donde tenemos todas las fotografías y los vídeos colocados en orden sobre tapiz del escritorio. En la parte superior está el botón “Álbumes” que permite comprobar los distintos álbumes creados por el usuario. Hay otro botón que permite hacer pases de diapositivas, y un último botón situado en la esquina superior derecha, que representa una bandeja, y una flecha que sale de la misma. Es el botón de la bandeja de envío. Es preciso pulsarlo.

A partir de ahora, sólo hay que seleccionar las fotografías que se quieren enviar. Diversos iconos situados en la parte izquierda superior de la pantalla permiten realizar acciones tales como enviar, copiar o imprimir e incluso eliminar esas fotos. Nosotros vamos a pulsar el icono de “Enviar”. Aparecen una serie de servicios de correo, por si quieres enviar la foto adjunta a un mensaje. Las fotos se suben a Flickr y a otros muchos servicios de álbumes fotográficos en línea mediante correos electrónicos. Solo hay que pulsar la línea “Otras”, y configurar la cuenta correspondiente como si fuera un correo, adjuntar la foto y enviarla.

También es posible subir vídeos a YouTube. El proceso no es muy complicado. En este caso, lo haremos desde la propia aplicación de “Cámara” que encontramos en la “Pantalla de Inicio”. En la esquina inferior izquierda figura un icono con una foto que debemos pulsar. Aparecerá una de las primeras fotos o vídeos disponibles. En la parte superior izquierda hay un icono que dice “Carrete”. Pulsándolo entramos en una pantalla donde podemos elegir el vídeo que queremos enviar. Se pulsa sobre el vídeo y acto seguido sobre el icono de la “Bandeja de envío”, ése parecido a una bandeja con una flecha de salida.

Aparece un menú emergente que nos da a elegir entre enviar el vídeo por correo electrónico, y en ese caso hay que actuar igual que si se tratara de una foto, eligiendo uno de los servicios disponibles. También podemos subirlo a YouTube. En ese caso habrá que introducir el nombre de usuario y la contraseña de la cuenta en YouTube o en Gmail. Acto seguido, en la ventana correspondiente habrá que rellenar datos como el título del video, una descripción, la definición con que queremos mostrarlo, etiquetas, categoría, si es público o privado, etc. El proceso es bastante similar al que se sigue para subir un vídeo desde el ordenador de sobremesa. Una vez completada la ficha se pulsa la tecla de “Publicar”, y a esperar un tiempo que dependerá del ancho de banda disponible.

Recibe nuestras noticias

De lunes a viernes mandamos un newsletter con los titulares del día

I will never give away, trade or sell your email address. You can unsubscribe at any time.