Google lanzó la última versión de sus sistema operativo móvil el pasado día 17 de octubre de 2011 junto con el Samsung Galaxy Nexus. Por supuesto nos referimos a Android 4.0 -también conocido por el sobrenombre de Ice Cream Sandwich-, una actualización que ha introducido muchas mejoras con respecto a Android 2.3 Gingerbread. Destaca la nueva interfaz más minimalista, el nuevo menú de widgets, el control de consumo de datos móviles (3G) o el sistema de desbloqueo por reconocimiento facial. Sin embargo la primera entrega de Android 4.0 tenía algunos fallos menores de estabilidad por lo que días después del lanzamiento la compañía publicó Android 4.0.2, con el fin de solucionar estos errores.

El Nexus S -la anterior edición del teléfono de Googletardó algo más en disfrutar de Android Ice Cream Sandwich y cuando por fin llegó el resultado no fue del todo satisfactorio. Google lanzó la versión 4.0.3 para este terminal, que se suponía que iba a mejorar aun más el rendimiento general del dispositivo. Finalmente el resultado fue que esta versión tenía todavía más fallos que las anteriores, sobre todo en lo que se refiere a la autonomía de la batería. Android 4.0.3 también iba a llegar al Samsung Galaxy Nexus, pero Google decidió que este dispositivo no se actualizaría probablemente porque se dieron cuenta de que estaba dando problemas. Los propietarios del Nexus S quedaron atrapados en esta versión del sistema y no había forma de poder regresar a la versión anterior. Ahora Google por fin ha publicado Android 4.0.4 que promete dar carpetazo a esta situación.

Según la página oficial de Android en Google Plus, esta nueva entrega mejora notablemente la estabilidad general del sistema. Además también optimiza el rendimiento de la cámara de fotos y hace que la rotación de la pantalla sea más suave. Además del Nexus S y el Samsung Galaxy Nexus, la tablet Motorola Xoom también recibirá la nueva versión de Android. Como siempre sucede en estos casos la actualización no llega a todos los usuarios a la vez, de esta forma no se saturan los servidores. Google afirma que el proceso llevará varias semanas. Actualmente sólo pueden disfrutarla los usuarios del Samsung Galaxy Nexus HSDPA+ (no los modelos con 4G), el Motorola Xoom con Wi-Fi y los Nexus S GSM, el resto tendrán que esperar un poco más.

Con esta ya son tres las versiones posteriores a Android 4.0 destinadas a solucionar ciertos fallos. Mientras tanto todavía hay gran cantidad de dispositivos que no han probado su ración de Ice Cream Sandwich, aunque la mayoría de fabricantes ya está empezando a liberar esta versión. Un caso sería el Samsung Galaxy S2, que desde hace pocos días ya cuenta con la opción de actualizarse. Sin embargo otros como el Samsung Galaxy Note todavía continúan a la espera. El motivo de que haya estos retrasos es que cada compañía adapta el sistema a su propia interfaz de usuario que da un aspecto diferente a Android, además los distintos operadores también tienen que hacer algunos ajustes previos antes de publicarlo a los usuarios.

Recibe nuestras noticias

De lunes a viernes mandamos un newsletter con los titulares del día

I will never give away, trade or sell your email address. You can unsubscribe at any time.

Otras noticias sobre... , ,