Con la llegada de Android 4.0 Ice Cream Sandwich allá por noviembre de 2011, muchos usuarios de esta plataforma esperaban ansiosos que su dispositivo fuese uno de los afortunados en recibir la actualización. Uno de los mayores inconvenientes de Android es la fragmentación del sistema, no todos los terminales pueden recibir las actualizaciones que se van lanzando y se quedan atascados sin poder instalar una nueva entrega. Este es el caso del Samsung Galaxy S, el primer gran smartphone de Samsung. En un principio la compañía aseguró que sí que tendría Android 4.0, pero finalmente se retractaron afirmando que las especificaciones técnicas no eran suficientes para mover la nueva entrega de Android -algo bastante extraño teniendo en cuenta que otros terminales con una hoja técnica más modesta sí que se van a actualizar-. En cualquier caso el fabricante coreano salió al paso anunciando la llegada de un paquete especial llamado Value Pack para el Samsung Galaxy S, que introduce algunas características de Android 4.0 pero sin instalarlo al completo (se queda con Android 2.3 Gingerbread).


Desde hoy mismo, Samsung ha comenzado el lanzamiento de este Value Pack, aunque de momento sólo está disponible en Corea, su tierra natal. Por el momento no se han pronunciado acerca de la fecha en la que estará disponible en otros países, aunque tampoco se sabe si llegará a otras regiones. Samsung es una compañía muy respetada y suele hacer las cosas bien, en este sentido se espera que no dejen “colgados” al resto de clientes de otros países, incluyendo España.

Como decíamos, este Value Pack introduce algunas características de Android 4.0 Ice Cream Sandwich en el veterano de la familia Galaxy S. Para empezar habrá una mejora significativa en el navegador de Internet, que hará que las páginas carguen más rápido. También viene con el nuevo sistema multitarea de Ice Cream Sandwich, que tiene una interfaz más intuitiva y hace más sencillo el manejo de las aplicaciones abiertas en segundo plano. Por otro lado el nuevo menú de widgets también estará presente, así como la popular función de desbloqueo por reconocimiento facial -que permite desbloquear el móvil usando la cámara frontal para detectar el rostro del propietario del terminal-. Además se instalará el completo editor de imágenes que se integra en la aplicación  de la cámara y será posible capturar fotografías mientras estamos grabando un vídeo.


Aunque el resultado final al instalar este Value Pack no será igual que la experiencia de Android 4.0 Ice Cream Sandwich, los usuarios podrán disfrutar de las funciones más destacadas de esta versión. El Samsung Galaxy S es un dispositivo potente y bien equipado, por este motivo los usuarios quedaron muy decepcionados al conocer la noticia de que no recibiría la actualización. Sin embargo finalmente parece que van a poder tener una idea aproximada de lo que es Android 4.0 gracias a que Samsung ha trabajado en este Value Pack, algo en lo que otros fabricantes no se han molestado.

Recibe nuestras noticias

De lunes a viernes mandamos un newsletter con los titulares del día

I will never give away, trade or sell your email address. You can unsubscribe at any time.

Otras noticias sobre... ,