El iPhone 5 funcionará con tarjetas nanoSIM. Así se desprende de las confirmaciones que habría recibido el medio norteamericano Boy Genius Report por parte de algunas de las principales operadoras de Estados Unidos, incluída la primera compañía del sector, AT&T.

Según la citada web, Apple habría hecho llegar a las operadoras una serie de adaptadores con los que éstas pueden realizar pruebas con las citadas nanoSIM, comprobando que funcionan correctamente con sus redes. Por supuesto, no habría mención explícita al producto de la firma de Cupertino que requeriría de este tipo de tarjetas, aunque el hecho de que las operadoras europeas también se estén abasteciendo masivamente de nanoSIMs invita a darle peso a la opción de que sea el iPhone 5 el que emplee estas unidades.


Por el momento, sin embargo, no hay confirmación explícita al respecto, más allá de las fuentes a las que se remiten desde BGR. Ya desde hace meses se planteó la opción de que Apple diese un paso más en el apoyo a la miniaturización de la SIM que ya inició con el iPhone 4 y la microSIM, aunque no habría demasiados datos que ayudasen a respaldar la información.

En esta ocasión, la necesidad de ahorrar espacio en la arquitectura del dispositivo podría venir a darle más peso a esta opción. Y es que, como ya te hemos contado, el nuevo iPhone 5 podría presentarse con un grosor de sólo 7,9 milímetros, según se ha podido conocer a través de diversas fuentes.

Los fabricantes de carcasas que ya trabajan en fundas para este modelo cuentan con una maqueta que detalla ese tamaño, y desde otros medios aludían a un cambio en la construcción del iPhone 5, con una mayor delgadez en la pantalla y en la cubierta trasera, coincidiendo el tamaño del perfil desde distintas fuentes.

No obstante, desde Apple no dan detalles acerca de la necesidad de emplear tarjetas nanoSIM, y como de costumbre, guardan un silencio sepulcral a este respecto. Hasta el momento, se ha dicho que el iPhone 5 tendrá una pantalla de cuatro pulgadas con resolución de 1.136 x 640 píxeles —lo que mantendría una densidad de 326 puntos por pulgada, es decir, calidad Retina—, conectividad 3G, LTE, NFC y un nuevo dock de 19 pines, un combo de cámaras mejoradas —aunque no ha trascendido si tendrán más resolución— y un procesador de cuatro núcleos basado en el Samsung Exynos 4 Quad, así como una memoria RAM de un GB.

No hay fecha confirmada por ahora para la presentación de este dispositivo. Se ha planteado, en el mejor de los casos, la posibilidad de que Apple muestre el iPhone 5 el próximo 7 de agosto, algo que resulta muy extraño dado el calendario de fechas que manejan los de Cupertino habitualmente para dar a conocer sus nuevos productos. Más visos de verosimilitud tienen los indicios que apuntan a octubre como el mes elegido para dar a conocer el mundo la sexta generación de manzanófonos. En cualquier caso, habrá que estar atento a novedades en este sentido antes de lanzar las campanas al vuelo.

Recibe nuestras noticias

De lunes a viernes mandamos un newsletter con los titulares del día

I will never give away, trade or sell your email address. You can unsubscribe at any time.

Otras noticias sobre...