El Apple Watch lleva a la venta desde el pasado 24 de abril y ya ha pasado por el escrutinio habitual. Se le han sacado infinidad de fallos, como los problemas al detectar la piel tatuada, errores al conectar el cargador y hasta se ha dicho que el modelo de acero inoxidable se raya fácilmente. De momento, ninguno de estos problemas parece estar tan extendido como para considerarlo un Apple Watch “gate”, pero la mayoría de voces suelen coincidir en un punto concreto, y es la ausencia de funciones de seguridad más fiables. El Apple Watch se bloquea con un código muy similar al sistema de los iPhone y iPad, pero no nos lo pide cada vez. Una vez detecta nuestra muñeca el reloj quedará activado, pero nos volverá a pedir el código cuando deje de estar en contacto con nuestra piel. De esta forma si nos lo roban el ladrón no podrá acceder a él. Sin embargo, para muchos usuarios este sistema no es suficiente. El blog 9to5mac afirma que Apple ya está preparando la primera actualización importante para el Apple Watch y uno de sus pilares será la seguridad.

Una fuente de la compañía habría confirmado a 9to5mac que están preparando una función llamada “Find my Watch”, muy parecida al sistema que ofrecen los iPhone, iPad y iPod Touch. Esta herramienta nos permitirá localizar un Apple Watch perdido o robado en el mapa, bloquearlo o borrar todo el contenido de forma remota para mantener nuestros datos a salvo y sobre todo que no puedan usarlo para hacer pagos (aunque para ello el iPhone al que se ha sincronizado debe estar dentro del rango). También esperamos que incluyan la típica alarma para encontrar el reloj cuando lo hemos dejado por casa y no recordamos dónde. La actualización también hará que el iPhone muestre un mensaje de advertencia cuando el Apple Watch esté fuera del rango de Bluetooth del móvil. Encuentra mi iPhone no es infalible, pero resulta bastante útil para al menos poder asegurarnos de que el ladrón no podrá acceder a nuestra información.

Pero esta no sería la única novedad de la actualización para el Apple Watch. Los de Cupertino también lanzarán el SDK para que los desarrolladores puedan crear sus propias “Complications“, esas pantallas que muestran información de interés y se pueden consultar deslizando hacia los lados. Sin embargo, lo que los usuarios están esperando como agua de mayo es que Apple por fin permita descargar nuevas esferas para el reloj, sin estar limitados a las que ofrecen ellos por defecto. Apple quiere mejorar las capacidades fitness y de salud en futuras actualizaciones. La detección de la presión sanguínea y  monitorización del sueño son dos de las prestaciones que están sobre la mesa -aunque podrían llegar con el Apple Watch 2. Mientras tanto habrá que esperar al próximo 8 de junio, día en el que comienza la conferencia WWDC, para conocer más novedades sobre iOS, Mac OS X y la actualización para el Apple Watch.

Recibe nuestras noticias

De lunes a viernes mandamos un newsletter con los titulares del día

I will never give away, trade or sell your email address. You can unsubscribe at any time.

Otras noticias sobre...