Cuando hablamos de un equipo informático siempre hay una característica que destaca por encima de las demás. En el caso de los Acer Aspire TimelineX no hay que darle muchas vueltas: su autonomía. Al igual que sus antecesores, la nueva serie de los TimelineX cuentan con baterías de larga duración. El fabricante promete entre ocho y doce horas de uso (dependiendo del modelo). No nos equivoquemos, no es un mini portátil, tiene un monitor de 15,6 pulgadas.

Pero el aumento del rendimiento no se queda ahí. Las baterías no sólo pueden aguantar muchas horas funcionando, sino que también tienen ciclos de vida más largos. Concretamente hasta unas 1.000 cargas, siempre según los datos del fabricante. Esto son unos cuatro años de uso constante del portátil. Nada mal teniendo en cuenta que la vida media de un ordenador es de unos tres años.

En el resto de las prestaciones, la serie TimelineX de Acer tampoco queda en mal lugar. Procesadores de segunda generación de Intel, discos duros de 500 Gb y hasta 4 GB de memoria RAM. No son un alarde de tecnología, pero cumplen de sobra con lo que necesita casi cualquier ordenador doméstico.

Además incluyen esos detalles que siempre gustan cuando nos compramos un portátil. Cámara Web integrada o el puerto HDMI para conectarlo fácilmente con la televisión. Lo que no destaca demasiado es el diseño. Bastante serio y tosco, aunque parece que irán saliendo nuevas versiones más divertidas a lo largo del año.

Sus precios oscilan entre los 700 y los 800 euros, dependiendo de la configuración.

RECIBE NUESTRO NEWSLETTER
Suscríbete para recibir las últimas noticias de tecnología en tu buzón. Te mandaremos un único mail al día con el resumen de los titulares de las noticias, trucos, comparativas, reviews publicadas en nuestras webs.
Servicio ofrecido por Mailchimp

Otras noticias sobre...