Apple celebró una presentación el pasado lunes para anunciar el lanzamiento del Apple Watch. De la misma forma que la gran mayoría de wearables, el nuevo reloj de la manzana necesita estar emparejado con un iPhone para funcionar, y lógicamente Apple tenía que preparar los smartphones compatibles antes de su llegada. Mientras el Apple Watch no llegará a las tiendas hasta el 24 de abril, la compañía ya ha publicado la actualización a iOS 8.2. Esta entrega es la que activa el soporte para el Apple Watch, permitiendo que se comunique con el móvil y viceversa. La actualización contiene la nueva Apple Watch app, que permite personalizar el reloj cambiando las esferas frontales y modificar la configuración. También incluye otras novedades en la aplicación Salud, solución de fallos y mejoras generales en el rendimiento y la estabilidad. A pesar de esta afirmación, un vídeo comparando el funcionamiento de iOS 8.1.3 contra la nueva iOS 8.2 pone de manifiesto que no hay mejoras notables.

https://youtu.be/2fJ59ktZyZo

El vídeo blogger Kabriolett, ha publicado dos vídeos en los que compara el funcionamiento de iOS 8.1.3 contra iOS 8.2, la versión que fue publicada este lunes. El rendimiento del sistema iOS no es tan fluido desde la llegada de iOS 8, sobre todo para los usuarios de un iPhone 4S o un iPad 2, que todavía esperan la prometida mejora de rendimiento de las primeras actualizaciones. La prueba del vídeo se ha realizado precisamente con un iPhone 4S y el resultado es que no se aprecian cambios notables, indicando que Apple no ha prestado tanta atención al rendimiento, sino que esta actualización se centra en el Apple Watch y la aplicación Salud. No es que los iPhone 4S que se actualizaron a iOS 8 ofrezcan una pésima experiencia de uso, pero se nota la diferencia con respecto a modelos más nuevos, sobre todo teniendo en cuenta que iOS es un sistema conocido por su facilidad y fluidez.

Algunos usuarios de iPhone 4S decidieron quedarse en iOS 7 y no actualizar a la última versión, y viendo el segundo vídeo pudo ser la decisión acertada. Kabriolett también ha comparado el funcionamiento de iOS 8.2 con el de iOS 7.1.2 y aquí sí que se aprecia que la entrega anterior ejecuta muchas tareas con más rapidez. Como decíamos, no es una diferencia abismal, pero acostumbrados al manejo suave de iOS, esas ralentizaciones se notan bastante.

Si los rumores no fallan, Apple está preparando grandes mejoras en el rendimiento de su plataforma móvil, pero no llegarían hasta iOS 9. Durante los dos últimos años, iOS ha dado la bienvenida a un nuevo diseño, animaciones más llamativas, el Centro de Control, los widgets del Centro de Notificaciones, los teclados de terceros y mucho más. Todo esto ha hecho que la experiencia de uso se vea afectada, sobre todo en modelos antiguos. Las primeras pistas sobre iOS 9 indican que podría ser una actualización centrada en mejorar el rendimiento y la eficiencia de la plataforma. La pega es que no tendría tantas novedades visibles, sino que serán mejoras ocultas. Apple presentará iOS 9 en junio y será lanzada en septiembre para todos los usuarios.

Recibe nuestras noticias

De lunes a viernes mandamos un newsletter con los titulares del día

I will never give away, trade or sell your email address. You can unsubscribe at any time.

Otras noticias sobre... , , ,